Rutas: así es Guatemala | Laguna Brava o Yolnabaj

Laguna Brava o Yolnabaj

La Laguna Brava o Yolnabaj
Fotografía y textos por José Mata

Regresar a página principal

Síguenos en Facebook

Mapa Laguna BravaMapa Laguna Brava Datos de Interes sobre la Laguna Brava o Yolnabaj

Ubicación: Huehuetenango, municipio de Nentón

Altitud: 1,142 metros sobre el nivel del mar

Extensión: presenta poco mas de 6 Kms. de longitud y 1,200 metros en su parte más ancha

Coordenadas de ubicación: latitud, 16º03'30"; longitud, 91º33'50"

Origen: es una laguna de tipo cárstico

Habitantes: principalmente comunidades de la etnia Chuj

_IGP1456_IGP1456La Casona, Finca Chaculá;, Huehuetenango, Guatemala

El sitio ideal para hospedarse y a partir de ahí explorar la laguna brava, y otros lugares de mucho interés, viene a ser la llamada Casona en la posada rural Finca Chaculá(Ver foto de arriba, tomada con dron). Desde la ciudad de Guatemala hasta llegar a esta posada, con las respectivas paradas de almuerzo, etc. bien se pueden emplear un poco más de 10 horas, todo en camino asfaltado, aunque es muy probable encontrar tramos en mal estado. Debido a lo anterior lo prudente es tomarse un día entero para llegar a la posada, y al día siguiente, muy temprano, emprender camino para explorar la laguna y sus alrededores, que son lo más interesante de todo el viaje. Recomendamos dedicarle mínimo un día completo a la exploración de la laguna. 

Hay dos rutas principales, a partir de Huehuetenango, para llegar a la Casona de la Finca Chaculá. La primera es dirigirse a la frontera con México conocida como la Mesilla. Pocos kilómetros antes de la frontera buscar un poblado llamado Camojá, ahí viramos a la derecha en dirección a Nentón y luego continuamos en dirección a la frontera Gracias a Dios. La Casona está distante de Nentón como a una hora y ya recorrido ese trecho prestamos atención en donde se bifurca el camino mostrando dos tramos asfaltados: un tramo va en dirección a Gracias a Dios y el otro en dirección a Yalamboloch, tomar el que va a Yalamboloch y antes de llegar a este poblado estar atento a la señalización que nos indica Finca Chaculá. Llegar desde Camojá al hospedaje de la Casona fácil nos puede tomar un poco más de un par de horas, dependiendo de las paradas y el estado de la carretera. Otra ruta, más larga aunque también bastante atractiva, con un tramo de terracería de Todos Santos a Concepción Huista, empieza en Huehuetenango para luego dirigirse a los poblados de Todos Santos, Concepción Huista, Jacaltenango,  San Antonio y Santa Ana Huista, hasta entroncar, igual que en la ruta anterior, con el camino asfaltado que nos lleva a Nentón. Existe además, otra ruta aún más complicada y más larga que vendría a ser por la trasversal del norte: en este caso no vamos a Huehuetenango sino a Coban, para luego ir a Chisec y de aquí en dirección a la Laguna Lachúa, Barillas hasta llegar finalmente a Yalamboloch.

RIO MONTAÑAS CalRIO MONTAÑAS CalRío afluente de la Laguna Brava, bajando por el poblado de Yalamboloch Para descender a la laguna Brava podemos escoger entre varias rutas. Mencionaremos tres que parecen ser los accesos principales. Una arranca desde el poblado de Yalamboloch (ver mapa arriba), distante pocos kilómetros de la Casona, y que nos lleva por un camino con pendientes pronunciadas que puede tomarnos un poco más de dos horas y media de caminata hasta la laguna. Si lo hacemos en época de invierno el camino puede estar muy lodoso y resbaladizo. La foto de arriba fue tomada desde un mirador, bajando por esta ruta, en el año 1999. Desafortunadamente, hoy en día, buena parte de esa vegetación boscosa que existía en ese entonces ya ha desaparecido debido a la tala inmoderada. El río que muestra la foto es uno de los afluentes que van hacia la Laguna Brava. La segunda ruta que describiremos más abajo con más detalle va por el caserío de San José Frontera (ver mapa); y, finalmente, la tercera ruta se inicia en la aldea El Aguacate, cercana también a La CasonaEsta última ruta si las condiciones del camino son favorables nos permite bajar en automovil 4x4 con retranca hasta prácticamente las orillas de la laguna. Si es época de lluvia, que deja poco transitables estos caminos, dicha ruta nos ahorra bastante trecho en auto pues nos permite llegar hasta el llamado Mirador, desde donde la caminata a píe vendría a ser cosa de alrededor de una hora. En cambio la ruta a píe, iniciando desde el Aguacate, puede llevar fácil unas tres horas.
2018JulXT65592018JulXT6559 No importa que ruta tomemos, cada una de ellas tiene su atractivo y nos permiten conocer ciertos aspectos de la laguna. La foto de arriba está tomada un trecho más abajo del llamado mirador bajando por la ruta del Aguacate. Recordemos que el poblado de Yalamboloch está a una altura de 1,421 metros sobre el nivel del mar y en ciertas épocas del año, noviembre, diciembre o enero el clima puede presentar temperaturas bastante bajas. Tanto en la ruta de Yalamboloch como la del Aguacate podemos encontrar albergues sumamente sencillos al lado de la laguna, en caso que pretendamos pasar la noche. También se permite acampar en dichas instalaciones. Los nativos de ambas comunidades cobran módicas sumas de dinero por pernoctar en la orillas de la laguna, ya sea en los albergues y bien si el propósito es acampar. 
Prueba1 5889Prueba1 5889 Probablemente la laguna Brava sea la última de todos los mantos acuíferos de Guatemala que podemos afirmar que sus aguas todavía están realmente puras. Lo anterior gracias a que la laguna está en un lugar recóndito, de difícil acceso, protegida así misma por montañas con fuertes acantilados en sus alrededores y aislada bastante de la civilización. Está rodeada, como ya lo hemos dicho, y lo podemos apreciar en el mapa de arriba de montañas que, aparte de protegerla del ser humano, le vienen a dar un toque muy especial de singular belleza. En sus alrededores no encontramos ni casas de verano de señores capitalinos, ni casas de habitación de los nativos; a lo sumo, improvisadas y pequeñas cabañas disponibles para el poco turismo, como es el caso de las instalaciones en las orillas bajando desde Yalambojoch o El Aguacate. Los nativos del lugar han tenido el acierto de no permitir lanchas de motor en sus aguas, de tal manera que la única forma de navegar es remando, para lo cual los nativos de la etnia Chuj facilitan muchachos remeros que recorren la laguna de punta a punta en un par de horas o menos dependiendo de cuan calmados estén los vientos. Las aguas de la laguna se conservan límpidas, cambian de colores a lo largo del día, presentando a veces variaciones de verdes turquesas hasta azules profundos. En verdad presentan un paisaje maravilloso.
Prueba1 5897Prueba1 5897 Las aguas de esta laguna, como ya mencionamos, tienden cambiar de colores de acuerdo a las horas del día, variando desde verdes hasta azules pasando por turquesas. La laguna Brava, en lengua ancestral se le llama Yolnabaj; debe su nombre a que, por su ubicación geográfica entre las montañas, en ciertos horas del día se generan vientos que agitan sus aguas y provocan un sonido que se alcanza a escuchar en distantes alrededores, provocando en los nativos la impresión de que la laguna está brava. Pero son más los momentos en que sus aguas permanecen sumamente mansas y toda la laguna semeja un apacible espejo. Este manto acuífero es continuación de una serie de otras lagunas que en su mayoría están en México y allí se las conoce como las lagunas de colores o bien las lagunas de Montebello. Desde la Casona se pueden visitar cómodamente las demás lagunas hermanas que están en la parte mexicana.
pais9910010343pais9910010343Laguna Brava bajando por el poblado de Yalamboloch Yolnabaj o Laguna Brava, como ya hemos dicho, es parte de una serie de lagunas y cenotes de origen cárstico que se han formado por fallas geológicas. Existen en las cercanías de la laguna Brava alrededor de otras 60 lagunas y cenotes, la mayoría de las cuales están en el territorio Mexicano y forman ahí lo que se llama el Parque Nacional de Lagunas de Montebello. La laguna Brava, que está en Guatemala, se cuenta entre las más grande de todo ese ramal y es la única, al momento, realmente aislada y con difícil acceso si la comparamos con el resto de sus hermanas. Durante gran parte del año es muy común encontrarla con los cielos nublados y con presencia de niebla; sin embargo, hay días del año cuando los cielos al despejarse hacen lucir aún más esplendorosa a esta majestuosa laguna.
_IGP1467_IGP1467Iglesia del poblado San José Frontera, Huehuetenango, Guatemala La segunda ruta que mencionamos para alcanzar la laguna es llegando en carro al poblado de San José Frontera o Yulaurel (ver mapa de arriba) desde donde se inicia una caminata con muchas sorpresas que fácil puede durar un poco más de dos horas hasta la laguna. La foto de arriba nos muestra la fachada de la iglesia católica en Yulaurel. El caserio de San José Frontera es muy pequeño y sus habitantes pertenecen en su mayoría a la etnia Chuj, una de la menos conocidas y poco numerosa en el país. En Yalamboloch y El Aguacate también la mayoría de habitantes pertenecen a la etnia Chuj y hablan dicho idioma. La bajada del caserío Bendición de Dios (ver mapa de arriba) a San José Frontera es muy pronunciada y puede ponerse muy resbalosa, sobre todo en época de lluvia, por lo que se recomienda un vehículo todo terreno. Los lugareños brindan servicio de Pick up para trasladar a los turistas desde Bendición de Dios a Yulaurel, servicio que se puede arreglar anticipadamente desde la Casona en la finca Chaculá.
_IGP1526_IGP1526Choza y patio en San José Frontera, Huehuetenango, Guatemala Muchas de las viviendas en San José Frontera son muy sencillas, hechas de madera, algunas de las cuales todavía lucen el típico techo de madera llamada tejamanil, tan característico otrora en amplias regiones de Los Cuchumatanes, en Huehuetenango. El lugar está ubicado a una altura de aproximadamente 980 metros sobre el nivel del mar y es bastante frio en ciertas épocas del año. Varios de los ponchos que vemos que utilizan los residentes son traídos de Comitán, poblado que ya se encuentra en México, distante unos 60 kilómetros caminando entre senderos y carretera asfaltada.
_IGP1460_IGP1460Decoración de puertas en Bendición de Dios, Huehuetenango, Guatemala Desde que iniciamos el descenso, como ya dijimos en Bendición de Dios, y en otros muchos caseríos por esta región, se pueden apreciar curiosos y llamativos arreglos que decoran las ventanas y puertas de las casas. Los pobladores nativos son amigables y muy amables, a veces tienen dificultades para darse a entender bien en español, pero siempre están muy dispuestos a platicar y ayudar. Nos enteramos que no es raro el caso de vecinos, en estos lugares, que tienen familiares que han emprendido el viaje a los Estados Unidos buscando mejores condiciones de vida. Así pues, también se pueden observar por los alrededores algunas casas con el estilo típico de la llamada arquitectura de remesas.

_IGP1514_IGP1514 No hemos caminado ni veinte minutos de San José Frontera cuando ya se nos aparecen ríos y corrientes de agua que vienen directamente de la Laguna Brava. En este punto bien vale la pena que el guía que nos acompaña, desde el caserío Yulaurel, se tome una hora o más para deleitarnos mostrando los parajes paradisiacos que forman las aguas entre pozas y  embalses así como también pequeñas y medianas cascadas. El sitio se pinta adecuado para darse un chapuzón en agua fría. Para tener una mejor apreciación de estos remansos sugerimos darle un vistazo al video de poco más de 40 minutos que ha subido a youtube el grupo denominado Elenchufle, en ocasión de una visita realizada a este lugar. 

_IGP1493_IGP1493

Vale la pena detenerse un rato para apreciar las cascadas y pozas ya mencionadas. Si caminamos un poco más de una hora, desde el caserío Yulaurel, llegaremos a un impresionante sumidero que literalmente se traga a uno de los desagües provenientes de la laguna. Los guías y nativos del lugar dicen que se desconoce a donde va a parar este río; suponemos que probablemente a México. Los pocos estudios de la laguna nos dice que esta tiene por afluentes varios ríos subterráneos, dada la naturaleza cárstica de este embalse. Abajo presentamos un breve video clip para apreciar un poco la furia del sumidero.

Sumidero Jordán

JT Cenote AzulJT Cenote AzulDCIM\100MEDIA\DJI_0030.JPG

Ya sea por la ruta de San José Frontera, Yalamboloch o bien por la del Aguacate, uno de los atractivos más llamativos de la laguna vienen a ser concederle una visita a los tres cenotes que están muy cerca de sus orillas (ver mapa arriba). Los remeros Chuj que nos guiaron por los cenotes no dijeron que a estos se les llama el Cenote Verde, el Cenote Turquesa y el Cenote Azul. Por supuestos los nombres se originan por el color dominante de sus aguas. A mi en lo personal me parece que dichos cenotes deben de tener algún otro nombre ancestral, pero nuestros guías no lo sabían. La foto de arriba nos muestra como se ve, tomado con un dron, el Cenote Azul, que a propósito es es más pequeño de los tres.

JT Cenote VerdeJT Cenote VerdeDCIM\100MEDIA\DJI_0033.JPG En esta otra fotografía (arriba), también tomada con un dron, podemos apreciar el Cenote Verde. Nótese como se logra ver una diminuta parte de la laguna (parte superior derecha) dado que, como ya mencionamos, los tres cenotes están muy cerca unos de otros y también muy cerca de la laguna. Por lo tanto, no es nada difícil desplazarse caminando de uno a otro.

2018JulXT6842-45Pano2018JulXT6842-45PanoCenote Turquesa, Laguna Brava, Huehuetenango, Guatemala Por último tenemos al Cenote Turquesa, el más grande de los tres, el cual como podemos notar en la foto de arriba, nos muestra una imponente montaña al fondo que viene a ser parte de los mazisos que rodean la laguna. En todos los cenotes los visitantes pueden aprovechar para tomar un refrescante baño. Sin embargo, el de más fácil acceso para tales propósitos viene a ser el llamado Cenote Azul, verla foto de abajo.

2018JulXT67652018JulXT6765Cenote Azul, Laguna Brava, Huehuetenango, Guatemala

Nuestra última foto (abajo y de nuevo tomada con un dron) nos muestra a algunos bañistas disfrutando el Cenote Turquesa. La laguna ofrece otros atractivos tales como unas cascadas y pequeñas grutas en sus alrededores así como la ruinas mayas de algunos sitios arqueológicos. De tal manera que pasar dos o tres días por estos alrededores de la laguna pueden no ser suficientes para explorar todos sus encantos. No recomendamos visitar la laguna en los días posteriores al invierno (finales de diciembre) puesto que todos estos parajes nos cuentan pueden quedar anegados por el desborde de las aguas de la laguna.

 

JT Cenote TurquesaJT Cenote TurquesaDCIM\100MEDIA\DJI_0061.JPG

Todas las fotos tomadas con dron fueron realizadas por John Turton.
 

Regresar a página principal

Síguenos en Facebook

 

 


Comentarios

Juan Ignacio(no registrado)
Me gustaría saber un estimado de gastos (contando gasolina).
Juan(no registrado)
Hola me gustaria saber si puedo comprar una casa asi sin elecetricidad me encantaria vivir alejado de la ciudad y del ruido y vivir cerca de esta belleza
Joyce Ballotti(no registrado)
the pictures are magnificent!
No hay comentarios publicados.
Cargando...